Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en Google+

AYUDA ESPIRITUAL: ¿Se puede encontrar a Dios en la soledad?

AYUDA ESPIRITUAL: ¿Se puede encontrar a Dios en la soledad?: ayuda espiritual

 

Según los testimonios diarios de los medios de comunicación, vemos con verdadera impotencia que la soledad se va apoderando gradualmente de muchos hombres y mujeres en nuestra sociedad.

 Claro que debe haber muchos tipos de soledad. Está la soledad espiritual. Cuando el hombre se siente un extraño con Dios. Está la soledad social. Cuando se siente rechazado o tal vez, por su parte indiferente hacia aquellos que lo rodean. Quizás tambien haya una soledad emocional. Donde sentimos una falta profunda de amor, o la ausencia del verdadero afecto.

 Cómo séa, hoy, muchos se sienten solos mientras caminan, trabajan, estudian, o viven su jubilación, rodeados o casi ahogados por un sinfin de multitud de gentes. Eso es lo que parece ser una verdadera paradoja.

 Así, se va desarrollando un hastío. Cómo un sin sentido. Pareciera que la vida es solo una rutina. Que ya no tiene brillo. Que no da ganas vivirla. ¿Qué tiene que ver esto, con encontrar a Dios, aún en medio de la soledad? Múcho. Demasiado. Porque si de verdad, buscamos un encuentro con Dios, este es el punto donde puedes hallarlo.

 Te compartiré brevemente, algunos principios que enseña la Biblia, que son básicos para que luego puedas encontrar a Dios, y recuperar el encanto por la vida.

 1- La palabra de Dios dice que todos somos pecadores.

… por cuanto todos pecaron, y estan destituidos de la gloria de Dios…”. San Pablo en Romanos 3:23.

 2- La palabra de Dios dice, que Dios nos ama de verdad, y lo ha demostrado.

Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna.” Evangelio de San Juan 3:16.

 3- La palabra de Dios dice que Cristo murió por nosotros.

Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros.” San Pablo en Romanos 5:8.

 4- La palabra de Dios afirma que Jesucristo hace tiempo te está llamando.

He aquí, yo estoy a la puerta (de tu corazón) y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entraré a él, y cenaré con él, y él conmigo.” Jesucristo, en Apocalipsis 3:20.

 5- La palabra de Dios afirma que si hoy le aceptas en tu corazón, serás salvo y recibiras vida eterna.

De cierto, de cierto os digo: El que cree en mí, tiene vida eterna.” “… Yo he venido para que tengan vida, y para que la tengan en abundancia.” Jesucristo en San Juan 6:47 y 10:10b.

 Si estás buscando a Dios de verdad, analiza detenidamente cada una de estas cinco verdades de la biblia. Sólo Jesucristo puede librarnos de este espíritu de soledad y sin sentido, y llenar nuestro corazón de su “vida abundante”. El murió por nuestros pecados en la cruz. Venció a la muerte resucitando con poder por el Espiritu Santo. Lo único que tenemos que hacer es recibir su obra redentora por fe. Creerle.

 Un hombre de Dios impactó mi vida, cuando en una multitudinaria conferencia cristiana dijo: Cuando estemos en la eternidad, Dios va a hacernos una sola pregunta. ¿Qué hiciste con mi hijo Jesucristo, que envié a morir en la cruz por tus pecados? ¿Le aceptastes o lo rechazastes? De la respuesta a esa pregunta determinará donde pases la eternidad. Es cuestion de vida o muerte. ¿Que harás con Cristo hoy? ¿Lo aceptarás o le darás la espalda? Oro, que Dios te guíe en este momento. Seguidamente, te ofrezco una oracion que puedes hacer para recibir a Cristo en tu vida.

 “Padre Dios vengo a tí, arrepentido, reconozco que soy pecador, vengo a los pies de la cruz en arrepentimiento, ten misericordia de mí y perdóname. Yo abro mi corazón ahora Señor Jesucristo, y te recibo como mi único y suficiente Señor y salvador de mi vida. No te vayas nunca de mi corazón. Gracias por tu perdon, y porque me das vida eterna.Gracias porque tu me aceptas y a partir de hoy me haces tu hijo. En el Nombre de Jesús. ¡Amén!”

Nota: Si has hecho esta oración cuéntanos, así estaremos orando por tí y haciendote llegar material referente a tu crecimiento espiritual.

En nuestra próxima entrega veremos algunos pasos importantes para que sigas creciendo en tu fe. Si has aceptado a Cristo, ¡Felicitaciones!, esta es la mejor desicion de tu vida, para el presente y para la eternidad.

4 comentarios

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *